Análisis de The Last Oricru

Fecha

THE LAST ORICRU ANÁLISIS

Lo Souls lo invade todo. Cada vez vemos más juegos «tipo Dark Souls» y cada vez son más los lanzamientos que cogen las obras de From Software como referencia. Después de lanzamientos recientes como Steelrising (del que os trajimos nuestro análisis aquí), toca evaluar que nos ha parecido el último título que basa gran parte de su jugabilidad en la saga Souls. Antes vayamos con el

CONTEXTO E HISTORIA

The Last Oricru es un RPG de acción narrativo que te sitúa en un conflicto entre dos razas, en un planeta parcialmente terraformado llamado Wardenia y aislado del espacio exterior por una barrera protectora.
Nosotros tomaremos el papel de Silver, un protagonista que, tirando de la manida amnesia, no recuerda nada previo a su despertar en una especie de cámara aislada en la que los compases iniciales del juego se nos introduce.

Nuestro personaje, para acabar siendo el único que podrá decidir el destino del mundo, se verá en medio de una guerra entre los dos principales bandos que ocupan el mundo del juego: el bando del reino (una «gobernanta» muy dura y con gran poder militar) y el bando de las ratas que, bajo su apariencia humanoide, son tratadas como esclavos.
Este es el mantel en el que se servirá una gran historia a lo largo de varias horas en las que veremos muchisimos giros de guión y situaciones inesperadas. Eso sí, parte de esos giros de guión son propiciados por nosotros mismos, por la gran importancia de

EL PESO DE LAS DECISIONES

Aunque hayamos empezado diciendo que el juego es un «souls-like», el mayor atractivo en mi opinión es la cantidad de ramificaciones y diferentes posibilidades que te ofrece la historia y su narrativa. Tus decisiones supondrán interesantes giros al desarrollo del juego, y pueden tener una gran influencia en el conflicto y su resultado. Somos nosotros los que podremos, por ejemplo, traicionar a un bando al que habíamos jurado lealtad.

Durante el juego podremos ver nuestra afinidad a un bando u otro mediante los clásicos puntos que se nos bonifica si nuestras acciones son a su favor o penalizan si van en su contra. Además habrá un tercer bando del que preferimos no «spoilear» nada.

Así pues, deberemos investigar el pasado olvidado del mundo, descubrir la conspiración tras los eventos que suceden mientras juegas y deja que cada bando del conflicto te haga comprender sus motivos para pelear o pasar de todo y hacer arder el mundo. La historia de The Last Oricru es compleja y puede que necesites jugarlo varias veces para encajar todas las piezas del rompecabezas.

Por todo ello, las decisiones que tomes serán muy importantes: habrá decisiones ramificadas que conducen a diferentes resultados que afectan a la historia, los personajes y los finales del juego, pero también al aspecto de los niveles o incluso a la jugabilidad. Cada acción, misión secundaria o vida tomada pueden afectar a tu reputación con cada facción. Hay varias formas de jugar a The Last Oricru y ninguna decisión es más o menos correcta que la otra. Con ellas darás forma al destino del mundo, literalmente.
Gran parte del juego la pasamos hablando (incluso con un tono en ocasiones poco serio) pero también tendremos tiempo para ejercer el noble arte del

COMBATE

Aquí si que retomamos el tono souls que os decía al principio: la inspiración en el estilo de combate de las obras de Miyazaki es muy clara.
El combate es fácil de aprender, pero difícil de dominar, y aunque duro, resulta gratificante. Hay armas cuerpo a cuerpo y a distancia con animaciones de ataque exclusivas y habilidades secundarias, escudos, objetos tecno-mágicos, gestión del peso del equipo y un sistema de actualización. Todo ello ofrece una amplia gama de personalización para tu estilo de juego.

Te encontrarás con combates de masas en los que podrás demostrar tu lealtad y ayudar a tus compañeros de armas, pero también tendrás que sorprender a tus enemigos y abrirte camino en tu viaje por distintas zonas de un mundo devastado por la guerra. Eso sí, la dificultad nada tiene que ver con las demás propuestas similares ya que hemos encontrado este juego bastante asequible incluso para los que no dominen a la perfección la saga Souls.

No faltarán las «hogueras» (aunque en este caso son dispositivos tecnológicos), las almas que pierdes y necesitas para subir de nivel, etc.
Aunque quizás las animaciones han sido algo toscas y se nota que no llega al nivel de otras obras similares, el manejo es correcto y además en pocas ocasiones verás que la cámara te deja «vendido».
Hay que ver también como luce ese combate en lo estético, por eso merece la pena hablar de su

APARTADO GRÁFICO Y DEMÁS ASPECTOS

Antes de entrar en este aspecto, hay que aclarar que este juego es «next-gen only«, por lo que sólo se lanza en consolas de actual generación y PC. Así pues, y si has leído hasta aquí, seguramente esperes un salto gráfico descomunal o un resultado excelente en lo visual.
Siento desanimarte pero este no es el caso…. Hasta con las bondades técnica de una máquina como PS5, se observan bastantes y frecuentes caídas de frames y un pobre apartado gráfico y texturas poco definidas.

Cuando lo estás jugando, no notas ningún argumento para no pensar que este sea un juego que había podido lanzar perfectamente en PS4 y que lo corra bien.
Además también hemos visto algún que otro bug que, aunque no han sido muy molestos, seguro que se arreglarán en próximas actualizaciones
El juego, menos mal, viene con textos en castellano. Aspecto básico ya que la cantidad de texto y de diálogos es enorme debido a la importancia de la historia y de tus decisiones.
Todo lo expuesto anteriormente se puede disfrutar en compañía de un amigo gracias a su

MODO COOPERATIVO

Aunque en nuestro análisis no lo hemos podido experimentar, el juego trae un modo cooperativo tanto en línea como online. Así pues, las posibilidades se amplían y el combate será el doble de divertido si juegas con otro amigo.
Por ejemplo, puedes encontrar nuevas formas divertidas de derrotar a los jefes o llegar a zonas secretas especiales. El sistema clásico de atributos RPG también os permitirá especializar a vuestro personaje de manera distinta y cosechar así los beneficios de la diversidad de roles: podrás convertirte en un robusto tanque cuerpo a cuerpo y proteger a tu compañero arquero o convertirse ambos en un dúo de magos para usar los hechizos exclusivos del modo cooperativo y causar estragos en los enemigos

CONCLUSIONES

«Decente» seria la palabra ya que sus mayores debilidades vienen solamente por el lado técnico. En lo jugable, aun sin ser un producto que arriesgue y que tenga mecánicas innovadoras, se trata de un buen juego con el que disfrutarás, además de una amplia rejugabilidad debido a las múltiples posibilidades que ofrece su historia

PUNTOS FUERTES:

  • Su historia y la libertad de elección para vivirla
  • Combate «tipo-souls» más asequible y accesible

PUNTOS DÉBILES:

  • El apartado técnico no es digno de la «next-gen»
  • Poco arriesgado e innovador

Hemos realizado este análisis gracias al código facilitado por Plaion

PUNTUACIÓN

Jugabilidad
7.5
Historia
8.5
Gráficos
6
Innovación
6.5

CONCLUSIÓN

Sin innovar en ningún aspecto, estamos ante un juego cuyo fuerte es la historia y el poder moldearla a tu elección, ampliando así su rejugabilidad una vez finalizado. Añadiendo un modo cooperativo (tanto online como local) a su combate "souls-like", tendrás una propuesta decente en lo juagble pero algo pobre en lo técnico
Oscar M. G.
Oscar M. G.
Amante de los videojuegos, de todos!!

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

¡Comparte la noticia!




Últimos análisis

Más noticias como esta
RELACIONADAS

Análisis Trifox: Una aventura que aglutina mecánicas clásicas

ANÁLISIS TRIFOX - UNA FÁCIL MANERA DE LLEGAR A...

Análisis de Soccer Story

ANALISIS SOCCER STORY Mezclar RPG y futbol… ¿Qué puede salir...

Análisis de Let’s Sing 2023

Let's Sing 2023 Análisis Os traemos el análisis de Let's...

Análisis de Tactics Ogre Reborn en PS5

ANÁLISIS TACTICS OGRE REBORN EN PS5 Corría el año 1995...
Sin innovar en ningún aspecto, estamos ante un juego cuyo fuerte es la historia y el poder moldearla a tu elección, ampliando así su rejugabilidad una vez finalizado. Añadiendo un modo cooperativo (tanto online como local) a su combate "souls-like", tendrás una propuesta decente en lo juagble pero algo pobre en lo técnicoAnálisis de The Last Oricru